ConComunicaciones
InicioQuiénes somosQué hacemosActualidadEventosContáctenos

    Actualidad

Compartir...

 

La clave de la motivación en los colaboradoresLa clave de la motivación en los colaboradores

En el dinámico mundo de los negocios, las estrategias cambian a un ritmo vertiginoso; ser innovadores, creativos y competitivos es vital para incrementar la rentabilidad. El centro neurálgico de la organización es su gente, y tener a nuestra gente motivada y comprometida con la superación de los objetivos.

Hay muchos que creen que la motivación y el incentivo están directamente ligados al dinero, y por eso mismo el personal de las áreas comerciales siempre recibe una comisión de ventas. Hay otros que piensan que la gente debe ser productiva, por el simple hecho de recibir un salario por su trabajo. Por ambos criterios, vale la pena aclarar algunos conceptos.
Las bonificaciones son un incentivo monetario y sistemático que no genera compromiso. Al dar un aumento de sueldo o un bono, las personas crean nuevas necesidades, o amplían las ya existentes, y ese dinero se diluye en un período de 6 a 8 semanas.

El incentivo es un instrumento de motivación que ofrece una recompensa tangible, sujeta a la obtención de un resultado. La motivación es una fuerza impulsadora que estimula acciones y actitudes para alcanzar o superar metas.
Reconocimiento es una herramienta motivacional, mediante la cual se comunica a una o varias personas, la valorización del esfuerzo realizado.

La identidad y el compromiso se forman mediante la comunicación constante y eficiente. El esfuerzo es hacer algo más que, simplemente lo que se tiene que hacer. Se trata de dar un adicional para conseguir los resultados esperados. Se trata de irse satisfecho con el trabajo realizado, no de irse a la hora. Se trata de tener una actitud proactiva, que sin duda se destacará.

Entonces, ¿dónde está la clave? El Proverbio Chino dice: “Si quieres un año de prosperidad, cultiva arroz. Si quieres diez años de prosperidad, cultiva árboles. Si quieres cien años de prosperidad, cultiva personas”.

Debe haber un balance que genere una efectividad. Comuníquese con su gente, entienda sus necesidades como cliente interno y sus requerimientos como expertos. Reconozca su trabajo y esfuerzos como colaboradores, profesionales y seres humanos.

 

Fuente: Luz Guilarte
Socio-Director
ConComunicaciones
info@concomunicaciones.com
Facebook: ConComunicaciones
Twitter: @ConComunica
www.concomunicaciones.com

Comunidad ConComunicaciones

ConComunicaciones en FacebookConComunicaciones en TwitterConComunicaciones en Linkedin

     

© ConComunicaciones. Todos los derechos reservados J-29965971-1 | Desarrollado por ConComunicaciones